Personalmente explico la enorme popularidad de la Dieta Médica Scarsdale en pocas palabras: «da resultado». Una señora delgada, en muy buen estado, me dijo recientemente: «Su dieta es maravillosamente simple, y los resultados son simplemente maravillosos.» Yo solamente digo: «da resultado».
Cualquier médico les dirá que lo que comen es importante para su salud. Quizá mi experiencia de más de cuarenta años como internista cardiólogo y médico de familia, me ha hecho especialmente consciente de la importancia de la dieta. Durante todos estos años he aconsejado a mis pacientes que coman y
beban sensatamente y se mantengan en buen estado. Les he indicado de manera bastante específica lo que debieran o no debieran comer si deseaban perder peso, o si yo consideraba que lo necesitaban.
Hace unos años atrás decidí ahorrar tiempo haciendo copias ciclostiladas de mis sugerencias dietéticas. Esas hojas han viajado por todo el país y a muchos lugares de Europa y el Medio Oriente.
Recientemente los medios recogieron el mensaje y, repentinamente, difundido por artículos de diarios y revistas, miles de personas de todo el mundo escribían y pedían la «Dieta Médica Scarsdale» del doctor Tarnower. Me han dicho que ninguna dieta ha sido jamás tan espontánea y unánimemente aclamada
como ésta. Al principio comenzó a difundirse en progresión aritmética (diciéndoselo unas personas a otras). Mientras la información crecía de boca en boca, su popularidad aumentaba geométricamente, nacional e internacionalmente.

Dietas de moda

Algo muy significativo para usted: testimonios de personas con sobrepeso

Tan pronto como aparecieron las historias en los diarios y revistas, miles de cartas y comentarios fueron enviados por hombres y mujeres que habían perdido peso con la Dieta Médica Scarsdale. Sus comentarios son muy importantes como prueba para todos, especialmente para usted, de que la dieta que «funcionó» magníficamente para ellos puede resultar igualmente para usted. Finalmente, se han agregado demostraciones de que los seguidores de la Dieta Scarsdale no sólo pueden perder kilos y centímetros, sino que también pueden mantenerse así.
Por favor, dése cuenta de que los comentarios entusiastas y testimonios personales recibidos han sido voluntarios. Las personas que han enviado dichos comentarios, aparte de mis pacientes, son generalmente desconocidas para mí. Pertenecen a casi todos los estados de la Unión, incluyendo Alaska y Hawái, y de otros países. No es gente rara. Varían desde un sobrepeso de unos pocos kilos hasta 25 o más.
Agregue a esto los muchos pacientes con sobrepeso que han estado bajo mi atención durante años. Sus registros prueban que se mantienen en buen estado año tras año con lo que he llamado el «Programa de Scarsdale para Mantenerse Delgado toda la vida». Todo para usted en este libro.
A continuación hay unos cuantos comentarios que me han llegado de miles de personas que siguieron la Dieta, algunos en forma personal, de mis pacientes, y otros por correo.
«He completado 14 días de su Dieta y perdido 7 kilos. Esta es la primera dieta con buenos resultados para mí que no consiste en morirse de hambre. Es una dieta saludable que puedo seguir hasta alcanzar mi meta y desprenderme de todos los kilos de exceso.»
(Una paciente): «Hace ya tres años que seguí su Dieta y adelgacé de 71 kg a los 59 que yo deseaba. Me he mantenido así con su simple programa Dos Sí-Dos No sin ningún problema.
Con respecto a mi salud, como usted sabe por las revisiones periódicas, la mayoría de mis problemas han desaparecido. Me siento mejor que nunca. Mi esposo siempre dice lo maravilloso que es tener una mujer delgada y nuevamente atractiva, pero su alegría no puede compararse con la mía por mi “nuevo yo”.»
«Un amigo mío estaba muy entusiasmado por cómo había adelgazado rápidamente con su Dieta. Yo no me sentía demasiado atraído por ello, pues no soy del tipo de seguir dietas. Nunca había sido gordo hasta que cambié de vida y, con la edad, empecé a ponerme pesado. No tenía disciplina, sólo siempre buenas intenciones que no eran lo suficientemente serias. Comencé con su Dieta… ¡Y DIO RESULTADO! ¡Gracias!»
«No necesitaba perder más de 5 kilos y los bajé rápidamente con su Dieta. Los resultados fueron casi inmediatos. Descubrí que las combinaciones diarias en su menú no me dejaban con hambre en absoluto. Lo mejor de todo es que no me desesperaba por comer algo a la noche (ése ha sido siempre mi gran problema). Le agradezco el tiempo y al energía que puso en algo que da resultado y además es divertido.»
(Un paciente): «Ahora que he logrado mantener mi peso de 82 kilos con regularidad durante dos años, me resulta difícil creer que alguna vez fui un “gordo” que llegó a pesar 105 kilos.
Desde que me libré de la terrible carga de mi gordura y me mantuve así, puedo respirar con facilidad, y he recuperado mi vigor y resistencia. He mejorado increíblemente en tenis y otros deportes. Le aseguro, doctor Tarnower, que con la ayuda de su Dieta nunca volveré a ser un hombre gordo.»
«Perdí casi 7kilos en las dos primeras semanas de su Dicta, y nuestro hijo mayor perdió 10. Eso significa 17 kilos menos en nuestra familia. Usted es el verdadero responsable de la pérdida de un montón de kilos indeseados en esta localidad. Estamos absolutamente encantados con los resultados de la Dieta…».

Dietas-de-moda

No es una dieta «de moda»

Mucha gente se entera de alguna dieta por un amigo, o lee algo al respecto, y la prueba. Esto no siempre es correcto. Ha habido más que suficientes dictas «de moda», algunas de ellas realmente muy peligrosas para la salud. Pero diecinueve años de adelgazamientos seguros y con éxito en multitudes de personas que la siguieron han comprobado que la Dieta Médica Scarsdale no es una moda pasajera.
Esta Dieta es una buena práctica médica. Una dieta conexito, probada, pero en cierta forma privada, se ha hecho pública. La apabullante respuesta del público y los medios me han estimulado para escribir este libro, pues creo que no solamente la Dicta puede ser úlil a otros sino que las versiones publicadas anteriormente no han ahondado en los aspectos del Programa para Mantenerse Delgado toda la vida. Aprovecho esta oportunidad para compartir con ustedes en su totalidad las dimensiones duraderas y vitales de la Dieta.
Es siempre prudente que su médico apruebe y supervise su dieta. y es lo que yo aconsejo aun cuando usted sepa que goza de buena salud. Su medico sabe mucho más de usted que un extraño que escribe un libro en Scarsdale. Nueva York. De todos modos. de acuerdo con mi experiencia, una persona sana —no importa cuán lejos huyan llegado sus hábitos alimentarios — puede seguir la Dieta Medica Scarsdale y sentirse razonablemente cómodo con ella.
Después de 14 días de seguir la DMS. su tabla individual de peso le indicará una gratifícame curva descendente. Le mostraré exactamente cómo debe hacer esta tabla en el capítulo IV.

bandeja_paisa_bolivar

Cómo se creó la «adecuada» combinación de alimentos

Nadie puede estar más sorprendido y encantado con el extraordinario éxito de la Dieta que yo mismo, pues no soy un médico pietólogo.
Al comienzo de mi carrera médica me impresionó la importancia y la absoluta necesidad de controlar el propio peso para mantener el mejor estado de salud.
Esto es especialmente cierto en los enfermos cardíacos.
Les indicaba a mis pacientes con sobrepeso que lo redujeran, como hacen tantos otros médicos. Pero eso no funcionaba en la mayoría de la gente. Les decía enérgicamente: «Debe rebajar esa gordura fofa y poco saludable. Comience de inmediato una buena dieta reductora.»
La respuesta usual: «He intentado todas las dictas que pude encontrar, doctor Tarnower, pero no dan resultado conmigo.» Finalmente decidí que tendría que hacer algo respecto de ese
problema.
Diecinueve años atrás, en la época en que fundé el Centro Médico, me concentré en la creación de una dieta reductora que fuera simple y efectiva. Algo que los mantuviera delgados por el resto de sus vidas. Reducir el peso excesivo es fundamental, pero también debían mantener el peso logrado, para muchos, el aspecto más difícil.
Al estudiar otras dictas y sus faltas e imperfecciones, llegué a la conclusión de que eran muy complicadas o muy lentas, extremadamente exigentes, o tenían otros defectos que hacían que la gente las abandonara.
De ese modo, la Dieta Médica Scarsdale (DMS) evolucionó. Puse mucho en ella, pero esencialmente mis guías fueron el conocimiento médico adquirido durante años de práctica médica, la experiencia diaria con todo tipo de pacientes y solamente sentido común.
Durante los últimos diecinueve años, los pacientes que adelgazaban y se mantenían con la Dieta Médica Scarsdale difundían la novedad a través de su propio aspecto, mejorado y saludable. Se corrió la noticia de que algo fenomenal estaba sucediendo en materia de pérdida de peso.
Algunos profesores —en clases de aptitud física— distribuyeron la Dieta a cientos de alumnos recomendando ejercicios para afirmar el físico y la Dieta Médica Scarsdale para reducir kilos.
Grupos entusiastas comenzaron con la Dieta. Una enfermera que perdió casi seis kilos fácil y rápidamente, la introdujo en el lugar donde trabajaba. Su esposo —policía— perdió 7 kilos y alertó a sus compañeros oficiales con exceso de peso, en el Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York. El Club Bcach Point en Mamaroneck. Nueva York, puso una nota en su tablón de anuncios y en las mesas del comedor, anunciando: «La dieTa Scarsdale… Si usted la sigue, Beach

Point la tiene… Si no la sigue, ya lo hará… Todo almuerzo en el Pavilion, toda cena en el comedor, tiene un plato de la Dieta Scarsdale en su menú»…
Una mujer que estaba actuando de jurado ante los tribunales se llevó un almuerzo con la Dieta Scarsdale y se sintió complacida al ver que otros habían hecho lo mismo.
Muchos restaurantes comienzan a hacer de la Dieta Médica Scarsdale una constante en su menú.
Sin mi conocimiento, la popularidad de la Dieta llamó la atención de un redactor de The New York Times Magazine. En un artículo general sobre belleza, titulado «Tiempo de embellecerse». Alexandra Penny discutía brevemente la Dieta. «Un vicepresidente de Bloomingdake conoció la Dieta impresa en un restaurante; decidió probarla, perdió 10 kilos en 14 días y asegura que nunca tuvo hambre ni se sintió cansado…»
Más o menos para la misma época apareció un artículo en Westchester Magazine sobre «Una dieta de la cual se habla mucho… Una pérdida de peso de 10 kilos en dos semanas no es usual… Aquellos que la han probado insisten en que es la única que da resultado»…
El New York Times siguió con un artículo escrito por Georgia Dullea, titulado; «Si es viernes, tocan espinacas y queso.» En una de sus panes decía: «La Dieta Scarsdale: aquí es donde están los que realmente pierden peso. Este es el hogar de la lamosa Dieta Scarsdale de 14 días… Se han registrado aquí pérdidas de peso de hasta 10 kilos en dos semanas. Raramente los que la siguen sienten hambre o angustia… La Dieta Scarsdale se está propagando… Están llegando pedidos desde California y México. Ahora comienzan a llamar de Londres por la Dieta Scarsda le… En todos lados la gente habla de esta dieta.»
Un artículo en la revista Family Circle decia: «Aquí está la dieta que invadió la ciudad de Scardsdale, N. Y., y se está propagando por todo el país. Con ella usted pierde hasta 10 kilos en 14 días sin pasar hambre jamás.
»Esta es la dieta sin-hambre, cuyos seguidores han pasado a sus amigos de costa a costa. Es la dieta más fácil que jamás existió. ¡En exactamente ocho días perdí exactamente 4 kilos!
»Es un enorme alivio no tener que contar las calorías o pesar la comida o preocuparse por las cantidades.., Se pierde peso sin armar tanto alboroto.»
El nuevo suplemento del periódico Sunday Woman, en una nota escrita por Anthony Días Blue, la Llamó «LA ULTIMA DIETA…», así denominada poruña amiga mía que siguió todas las dietas que existen. Se la veía relajada, delgada, y alardeaba:
«¡He seguido la Dieta Médica Scarsdale del doctor Tarnower!, ,y DIO RESULTADO! ¡Perdí 9 kilos en 14 días y soy capaz de MANTENERME!»
La Dieta es sabrosa y abundante, usted la puede pedir en cualquier restaurare y seguirla (fácilmente en su casa. «… ¿Por qué la Dieta es latí popular? ¡POROUE DA RESULTADO!»